Buscar

La paz de la sociedad depende de la justicia. La tuya va a depender de que vivas sin malicia

“Menos mal hacen los delincuentes que un mal juez” Francisco de Quevedo. No siempre la justicia y la ley están en perfecta armonía. La ley no necesariamente expresa lo justo pues, quien legisla es el hombre, el cual en su imperfección es permeado por la subjetividad, la ambición y los intereses, por tanto, el campo de lo legal viene a ser un escenario insoslayable para el qué hacer del cristiano. No hacerlo, sería abandonar a su suerte a los más vulnerables. Está claro entonces que, aunque nuestra causa sea justa, eso no significa que tenemos por ello asegurada la victoria inmediata. Temporalmente podemos llegar a sufrir una y hasta sucesivas derrotas. Pero esta probabilidad no debería arras

Síguenos
  • Facebook - White Circle
  • Twitter - White Circle
  • YouTube - White Circle
  • Google+ - White Circle
  • Instagram - White Circle

© 2019 Enrique Féliz - Todos los derechos reservados